jueves, 16 de mayo de 2019

Alberto Gallardo.
Maestro de capataces, poeta del martillo y esencia de Canela y Clavo
Levantá al paso del Señor de la Salud.
Mañana del Viernes Santo. 
Hermandad de los Gitanos. 



Alberto Gallardo.
Maestro de capataces, poeta del martillo y esencia de Canela y Clavo
Levantá y salida del Santísimo Cristo de las Aguas, 
en el setenta y cinco aniversario de su hechura. 
Lunes Santo, Hermandad de las Aguas. 


Alberto Gallardo
Maestro de capataces, poeta del martillo y esencia de Canela y Clavo
Levantá en la mañana del Viernes Santo, al paso de palio 
de Nuestra Señora de la Esperanza de Triana.
Calle Pastor y Landero. 




Andalucía Sacra
Itinerario:
"Presencia de las ausencias. El final de la cuenta atrás” (VIII)
11 de Abril de 2019


-Parroquia de Santa Catalina.
Hermandad de Nuestra Señora del Carmen y Nuestra Señora del Rosario.
Hermandad de Santa Lucía.
Hermandad de la Exaltación.





                                              
"Presencia de las ausencias” 

Cada uno, en la intimidad de sus pensamientos, atesora momentos y situaciones entre las que aparecen aquellos que un día alcanzaron la Gloria y habitan el firmamento azul Hiniesta de la Ciudad.
Pero si existe un tiempo, en el que esos seres que partieron a lo eterno, se hacen más presentes, es sin duda en los días Santos.
Reconoceremos la esquina que ellos nos descubrieron, donde veíamos con inusitada emoción, como se acercaba el Misterio que más nos gustaba.
Presentiremos el perfume de los ausentes, entre los varales del palio que cobija su devoción, difuminado entre las calles de la candelería y las lágrimas de la Madre de Dios.

Reviviremos, las enseñanzas que nos legaron a modo de vivencias, sobre las autorías de los Crucificados de carnes barrocas y llagadas, y de morados estigmas góticos, al paso de las imágenes a las que entregaron sus fervores. 
Retornaremos a la rampa de los niños, a la bolsa de carbonero, a la dalmática del acólito y al nazareno de blanco que pide la primera venía en la Campana, con los mismos ojos de caramelo en los que ellos se reflejaron, en un tiempo, cuando fuimos niños.    
Y volveremos a intuir sus manos sobre nuestra túnica y sobre la frente, con los besos del aire y la señal de la Cruz hecha nube de incienso.                                     



Queden estas sentidas palabras en honor y para gloria, de aquellos que fueron y siempre serán parte y fundamento de nuestro ser. Para los que un día partieron, ligeros de equipaje, a la voz de mando del Capataz Eterno que habita los Cielos de Sevilla.
Este es el tiempo sin tiempo.El reencuentro esperado con lo vivido. La etérea presencia de la llorada ausencia.


-Iglesia del Ex Convento de Nuestra Señora de la Paz
Hermandad de la Sargada Mortaja de Nuestro Señor Jesucristo.



No dejéis de sentir las presencias de las ausencias, solo son siete días para sentirlas justo, cuando Sevilla se torna Jerusalén, Dios bendice nuestras calles con su sangre y con las lágrimas lloradas de su Madre.                        
Paz y Bien.           
©Irene Gallardo Flores     





-Iglesia de los Terceros
Hermandad Sacramental de la Sagrada Cena 






 -Iglesia de San Juan de la Palma
Hermandad Sacramental de la Amargura









miércoles, 15 de mayo de 2019

Itinerario
"Presencia de las ausencias. El final de la cuenta atrás (VII)
Para la Fundación Tres Culturas del Mediterráneo dentro del 
Proyecto Intrépida para Mujeres Empresarias
8 de marzo de 2019


 -Real, Ilustre y Fervorosa Hermandad Sacramental, Ánimas Benditas y Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús de la Salud y María Santísima de las Angustias Coronada. Dos pasos.
Santuario de Nuestro padre Jesús de la Salud y María Santísima de las Angustias Coronada. Antigua Iglesia del Convento del Valle.
Curiosidad: En una capilla de este templo se encuentra las cenizas de Doña Cayetana de Alba. Calle Verónica S/N  

   



-Pontificia, Real e Ilustre Hermandad Sacramental Purísima Concepción Ánimas Benditas del Purgatorio, San Sebastián Mártir y Archicofradía de Nazarenos del Santísimo Cristo de la Exaltación y Nuestra Señora de las Lágrimas. Dos pasos. Parroquia de Santa Catalina.
Nota: La parroquia ha sido sometida a una profunda restauración. Ha permanecido cerrada al culto 14 años. Reabierta al culto en Noviembre de 2018.




-Antigua, Real, Ilustre y Fervorosa Hermandad Sacramental, Esclavitud de Nuestra Señora de la Encarnación y Cofradía de Nazarenos de la Sagrada Cena, Santísimo Cristo de la Humildad y Paciencia y Nuestra Señora del Subterráneo, Reina de Cielos y Tierra. Tres pasos. Iglesia de los Terceros.
Calle Sol S/N
Nota: La iglesia ha sido sometida a una profunda restauración. Reabierta al culto el día 24 de Marzo. 





-Taller de dorado y estofado
Maestros doradores y estofadores Dña. Mercedes Calvo y D. Miguel Santana.
Calle Castellar. Corralón de los Artistas





















Andalucía Sacra
Itinerario de la Hermandad de la Misericordia de Córdoba 
“Sevilla Sagrada. Eterna devoción y legado de fe” (VIII)
Marzo de 2019




Setecientos años de Religiosidad Popular


El Concilio de Trento (1545-1563), recomienda la estación pública, exponiendo la necesidad del culto a las imágenes, verdadera efigie de Jesús y de su Madre, manifestando que las imágenes deben salir a la calle para reflexionar sobre la Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo. Las cofradías ya existían en el siglo XIII. Muchas desaparecieron, otras se refundaron y escasas sobrevivieron a los tiempos. 
El Concilio de Trento (1545-1563), recomienda la estación pública, exponiendo la necesidad del culto a las imágenes, verdadera efigie de Jesús y de su Madre, manifestando que las imágenes deben salir a la calle para reflexionar sobre la Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo. Las cofradías ya existían en el siglo XIII. Muchas desaparecieron, otras se refundaron y escasas sobrevivieron a los tiempos.



Durante la Edad Media, se procesionaban las reliquias, las imágenes lo hacen en el XVI, si bien es cierto, que en Sevilla existían ya procesiones en las que un Crucificado era portado a mano, caso de la Vera Cruz, del Convento Casa Grande de San Francisco, desde 1448 y del Santo Crucifijo del Convento de San Agustín en 1314. En el XVI, 12.000 cofrades penitenciaban, según los historiadores Sigüenza y Mal Lara. 
Entre las cofradías más antiguas se encuentran la de Ntro. Padre Jesús Nazareno, el Silencio en 1340, Los Negros en 1393 y El Valle, formada por la fusión entre la Coronación de Espinas y la Santa Faz, la primera de ellas fundada en 1450, entre otras.


El número de cofradías de sangre, luz y vela y de gloria, era muy importante en el XVI, 12.000 cofrades penitenciaban, según cuentan los historiadores Sigüenza y Mal Lara. 
De entre las cofradías de más antiguas fundación se encuentran la de Ntro. Padre Jesús Nazareno, el Silencio, probablemente fundada en 1340. Los Negritos, fundada por el Arzobispo Don Gonzalo de Mena y Roelas en 1393 y El Valle, formada por la fusión de dos hermandades, la de la Coronación de Espinas y la Santa Faz, la primera de ellas y más antigua se funda en 1450, entre otras.




El sábado 16 de Marzo, Andalucía Sacra tuvo el honor de recibir a un nutrido grupo de hermanos de la querida Hermandad de la Misericordia de Córdoba, conocida popularmente como “Silencio Blanco” y que procesiona la tarde del Miércoles Santo, haciendo solemne Estación de Penitencia a la Santa iglesia Catedral.


 Les dimos la bienvenida en las puertas de la Iglesia de San Juan Bautista, vulgo de la Palma, sede canónica de la Hermandad Sacramental de la Amargura, que nos abrió especialmente el templo para nuestro grupo.



Mostramos y hablamos de todos los retablos con sus correspondientes Titulares y sus particulares historias devocionales y artísticas, haciendo especial hincapié en la devoción al Señor del Silencio en el desprecio de Herodes y de su Bendita Madre María Santísima de la Amargura Coronada.



Nuestro grupo pudo ver de cerca a la Señora, en su camarín en el que la acompaña la portentosa imagen de San Juan Evangelista.
Subimos a la sala de exposiciones, donde tuvimos la oportunidad de apreciar con detenimiento los enseres y ornamento de esta querida cofradía del Domingo de Ramos.


                                       Hermandad Sacramental de la Amargura

La iglesia de San Juan Bautista, se asienta sobre una primitiva mezquita erigida en el año 478. Su estilo era gótico-mudéjar, conservándose del edificio original solo parte de la portada que da a la calle Feria, la parte baja de la torre y la bóveda de la Capilla Sacramental. A lo largo de los siglos ha sufrido numerosas transformaciones, sobre todo en 1.936, año en que se perdieron numerosas obras de arte.
La Hermandad de la Amargura se fundada en 1696 en la parroquia de San Julián. En 1699 realiza la primera estación de penitencia, llevando prestada la imagen de la dolorosa de la Hdad. de la Hiniesta. 
A finales de 1724 se traslada a su sede actual, la Iglesia de San Juan de la Palma, instalándose en la capilla propiedad de D. Francisco Esquivel Medina y Barba.   
  

Titulares:
Ntro. Padre Jesús del Silencio en el Desprecio de Herodes: imagen realizada por el taller de Pedro Roldán en 1698. 
María Santísima de la Amargura Coronada: imagen anónima, está fechada a principios del siglo XVIII.  
La imagen de San Juan Evangelista: es obra de Benito se Hita y Castillo.




Tras nuestra tradicional foto de grupo, abandonamos la calle Feria para encaminarnos a la iglesia de San Martín de Tours, sede canónica de la Hermandad de la Sagrada Lanzada.     



La Hermandad Sacramental de la Sagrada Lanzada, abrió las puertas de su templo exclusivamente para nuestro grupo, lo que nos permitió disfrutar de una visita intensa al templo, en la que desgranamos su historia y su impresionante monumentalidad. Ultima morada de nuestro paisano el genial Juan de Mesa, San Martín de Tours es una de las escasas iglesias góticas que atesora la capital hispalense.


Hermandad Sacramental de la Sagrada Lanzada

Pudimos contemplar al Santísimo Cristo de la Lanza, junto a su Madre Bendita de Guía, en su altar de Quinario. En su capilla, nos deleitamos con la dulce belleza de la Virgen del Buen Fin. No pudimos contemplar a la Virgen de la Esperanza Divina Enfermera por hallarse en proceso de restauración en el taller del profesor Juan Manuel Miñarro. Hablamos de la devoción de la Virgen de Europa y de la Inmaculada de Regina Angelorum, ambas en sus respectivos retablos.



Se erige en 1591-95 en la iglesia de San Nicolás de Bari bajo el título de Guía y Lanzada, siendo fruto de la transformación en cofradía penitencial de una hermandad gremial de gloria, que, bajo el título de Nuestra Señora de Guía, fundaron a principios del siglo XVI gentes marineras en el convento trianero del Espíritu Santo.
Desde 1932 sus Imágenes recibían culto en la iglesia de San Martín de Tours. En 1940 la autoridad eclesiástica le concedió la sede canónica de San Martín. 



 Es Titular de esta Cofradía la Santa Espina de Nuestro Señor Jesucristo, reliquia auténtica que durante siglos se veneró en dicho templo.


Titulares:
El Santísimo Cristo de la Lanzada es obra de Antonio Illanes Rodríguez en 1929. 
La Virgen de Guía es obra de José Rodríguez Rivero Carrera en 1983, quien retalló una obra anterior de Illanes de 1971. 
María Santísima del Buen Fin, obra documentada de Juan de Astorga en 1810. 
Ntra. Sra. de la Esperanza Divina Enfermera: Finales del XVI.



Dejamos San Martín, recordando la memoria de Juan de Mesa y Velasco, para poner rumbo al barrio de San Vicente, nuestro destino era la Capilla del Dulce Nombre de Jesús, sede canónica de la Archicofradía de la Santísima Vera Cruz, Sangre de Nuestro Señor Jesucristo y Tristezas de María Santísima.


 Archicofradía de la Santísima Vera Cruz 


En el año 1.370 ya se reunían devotos de la Vera Cruz en este convento para dar culto al Santo Madero.


La Hermandad de la Santísima Vera Cruz aprueba sus primeras reglas en 1448 en el Convento Casa Grande de San Francisco. 


En un principio se estableció en una capilla situada a la entrada del convento, que le proporcionaba una cierta independencia en sus cultos con respecto a los de la comunidad franciscana, pero el gran auge que pronto experimentó la Cofradía hizo que se trasladase en 1.478 a otra capilla más espaciosa, en el interior del recinto. 


Pasó por muy diversas vicisitudes y templos, hasta languidecer. La revitalización se produce en 1942, año en que llega a su residencia canónica actual, el antiguo convento de las Reverendas Madres Agustinas del Dulce Nombre de Jesús. 


Titulares:
Santísimo Cristo de la Vera Cruz: El Santísimo Cristo de la Vera Cruz, es de autor anónimo de la primera mitad del siglo XVI, de enorme Unción Sagrada. Restaurado en la década de los 70 y 90 del siglo XX por el profesor D. Francisco Arquillo.         
María Santísima de las Tristezas: La Santísima Virgen de las Tristezas es obra de Antonio Illanes, en 1944.


Concluimos nuestra visita en la Casa Hermandad de la Santísima vera Cruz, donde pudimos contemplar los enseres ornamentales de al Cofradía, el paso del Señor, montando y la antigua Cruz donde el Santísimo Cristo estuvo enclavado durante casi trescientos años, pudiendo besar todos los hermanos de la Misericordia que participaron en el itinerario, el Bendito Madero de la Cruz, en un acto íntimo, y escasamente usual, ya que dicha cruz, se encuentre en las dependencias privadas de la Cofradía.







Ya por la tarde, tuvimos el segundo itinerario de nuestra visita, en el que pudimos visitar la Real Iglesia de San Antonio Abad, que la Hermandad del Silencio, tuvo a bien abrirnos solo para nuestro grupo, con lo que al privilegio de visitar dicha Primitiva Archicofradía y rezar a su Amantísimos Titulares, pudimos hacerlo a puertas cerrada y de la mano de su archivero. Sin duda un lujo y un privilegio.


Concluimos nuestra visita a la Archicofradía del Dulcísimo Jesús Nazareno, en la impresionante sala museo y de exposiciones de la Cofradía, donde pudimos observar con todo detalle los ornamentos y los enseres de enorme nivel artístico de esta primitiva Hermanda de los Nazarenos de Sevilla 



 Archicofradía de Ntro. Padre Jesús Nazareno 

 La Real de San Antonio Abad, es el fruto de la unión de dos edificios, de ahí sus dos naves actuales. Así, de un lado estaba la capilla de Jesús Nazareno y de otra, la Iglesia de San Antonio Abad, que formaba parte de un antiguo hospital, fundado por Alfonso X en 1366 destinado a atender a los aquejados del “Fuego de San Antón o Fuego Sacro” siendo encomendado su regencia a los religiosos antonianos. 




Al suprimirse la orden, el edificio fue habitado por los franciscanos dieguinos, pasando a ser la sede de la Parroquia de San Miguel, tras la demolición de dicha iglesia. 


Se fundó la Primitiva Hermandad de los Nazarenos de Sevilla en la parroquia de Omnium Sanctorum, en la cuaresma de 1340, por un grupo de piadosos vecinos del barrio de La Feria. 


Hizo su primera salida procesional a la ermita de San Lázaro, extramuros de la puerta de la Macarena, el 14 de Abril de 1356. 



Titulares:
Nuestro Padre Jesús Nazareno: Imagen totalmente anatomizada, de madera de cedro, atribuida a Francisco de Ocampo y Felguera, hacia 1610. 
María Stma de la Concepción: de Sebastián Santos Rojas, en 1954.
Es conocida como la “Primitiva Hermandad de los Nazarenos de Sevilla”. El Silencio.












Concluimos nuestros dos itinerarios, el matutino y el vespertino, con la visita a la impresionante Iglesia Conventual del Santo Ángel, de la Orden de Carmelitas Descalzos, así como el Museo-Biblioteca Mariana de la Orden del Carmelo Descalzo. 

 

La iglesia, como todo el itinerario, fue interpretada por la periodista, escritora y responsable de Andalucía Sacra, Irene Gallardo y la visita al museo biblioteca, fue guiada por fray Juan Dobado Fernández, Doctor en Arte, Prior de dicho convento del Santo Ángel y Director del mencionado museo-biblioteca.



Iglesia y Museo Convento del Santo Ángel O.C.D

Este convento y su iglesia, se erigen a finales del XVI por los Carmelitas Descalzos del convento de Ntra. Sra. de los Remedios, situado en el antiguo Muelle de las Mulas. 



Dadas las tremendas crecidas del rio y las catástrofes que ello conllevaba al convento, así como el excesivo ruido del lugar, ya que era sitio central para el embarque, así como para la carga y descarga de mercancías, no era quizás la ubicación más apropiada para un cenobio. 



Iglesia y Museo Convento del Santo Ángel O.C.D
Este convento y su iglesia, se erigen a finales del XVI por los Carmelitas Descalzos del convento de Ntra. Sra. de los Remedios, situado en el antiguo Muelle de las Mulas.




Dadas las tremendas crecidas del río y las catástrofes que ello conllevaba al convento, así como el excesivo ruido del lugar, ya que era sitio central para el embarque, así como para la carga y descarga de mercancías, no era quizás la ubicación más apropiada para un cenobio. 


El XIX castigó duramente a la orden del Carmelo Descalzo. En 1.904, es devuelta a los carmelitas la iglesia.

Por ello y por la dificultad para los frailes de llevar a cabo su ministerio, fray Agustín de los Reyes, provincial de la orden, compró en 1.587 una casa por valor de 5.000 ducados, en el solar donde se ubicó en tiempos el Hospital de la Santa Cruz en Jerusalén, sito en la calle Ancha de la Magdalena. 


Los carmelitas de este convento pasaron por momentos muy difíciles. D. Martín Ruiz, de la Real Chancillería de Granada y de su esposa Dña. Beatriz Montoya socorrieron a los frailes, en 1600 con una dádiva de 2000 ducados de renta y la cesión de unas casas.
 

Con la visita al templo carmelita, pusimos punto y seguido a una doble jornada intensa y repleta de emociones, la que vivimos junto a los hermanos y hermanas de la queridísima Hermandad de la Misericordia de Córdoba, en la que estrechamos los lazos cofrades de ambas capitales andaluzas, con el hilo conductor de la devoción y el arte sacro, una simbiosis perfecta para los cofrades.


Con la visita al templo carmelita, pusimos punto y seguido a una doble jornada intensa y repleta de emociones, la que vivimos junto a los hermanos y hermanas de la queridísima Hermandad de la Misericordia de Córdoba, en la que estrechamos los lazos cofrades de ambas capitales andaluzas, con el hilo conductor de la devoción y el arte sacro, una simbiosis perfecta para los cofrades.



Recibir a la Hermandad del Silencio Blanco, ha sido un gran honor, para la responsable de los itinerarios de Andalucía Sacra, la periodista y cofrade Irene Gallardo, que se siente tan cordobesa como sevillana.