Copyright © Sacra Híspalis. Quedan prohibida la reproducción total o parcial de los textos sin mencionar a la autora y el blog.

Queda prohibida la reproducción total o parcial de las fotografías sin mencionar a sus autores.

licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 España.

STOP plagio

Todos los derechos reservados.

CEDRO

Licencia de Creative Commons licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 España.
STOP plagio


martes, 21 de mayo de 2013


Sacra Híspalis. Próximo itinerario miércoles 29 de Mayo.
Vísperas de la festividad del Corpus Christi.  
El legado de Teresa Enríquez. Íntimos tesoros Sacramentales.

Merced al encuentro que tuvo Fray Antonio, confesor de Dña. Teresa,  con la procesión eucarística de estos hermanos, surge la relación indisoluble de la que sería principal defensora de la causa eucarística y fundadora de innumerables Hermandades Sacramentales, la terciaria franciscana Dña. Teresa Enríquez de Alvarado, Señora de Torrijos y de Maqueda, viuda de D. Gutierre de Cárdenas, Comendador Mayor de León,  llamada “la loca del Sacramento” por el propio Papa Julio II. Gracias al ahínco y la constancia de esta inigualable mujer, se erigieron en Sevilla las primeras Hermandades Sacramental.
 Se sucedieron muchas fundaciones, éstas se erigirían con los mismos privilegios que la de San Lorenzo, en Roma, e inclusive bajo el amparo de la misma Bula Papal.
 La piadosa vallisoletana, se implico en la creación de varias Sacramentales en Sevilla, este es el caso de San Lorenzo, en la que se vincula personalmente, probablemente en recuerdo de la primera corporación eucarística a la que perteneció, la de Roma. A esta fundación le siguieron las de las sacramentales  de Santa Cruz, Santa Marina, San Roque, Santa Lucía, San Isidoro, San Vicente, El Salvador, Omnium Sanctorum, San Juan de la Palma, San Esteban, San Bernardo, San Andrés, San Román, Santa Ana, San Martín, Santa María Magdalena, San Gil, San Ildefonso, San Julián y a ellas se les sumaría un largo etcétera.
 La Hermandades Sacramentales, han atesorado a lo largo de las históricas devociones heredadas  y patrimonio ornamental íntimo y exquisito.   

Día:
Miércoles 29  de Mayo de 2013 (víspera del Corpus Christi)

Hora:
19.15h.

Importe:
10 euros adultos. Niños menores de 14 años gratis.

Lugar de encuentro:
Real Parroquia de  Santa María Magdalena. C/  San Pablo.

Duración del itinerario:
Tres horas.

Lugares a visitar:
-Real Parroquia de Santa María Magdalena.
Hermandad Sacramental y Ánimas Benditas de la Magdalena
 -S.M.P.I. Catedral de Ntra. Sra. de la Asunción y de la Sede
Hermandad Sacramental del Sagrario de la Catedral.
-Procesión de Ntra. Sra.de la Hiniesta Gloriosa
Patrona del Excmo. Ayuntamiento de Sevilla
Responsable:
Irene Gallardo
Inscripciones
sacrahispalis@gmail.com


domingo, 19 de mayo de 2013


ROCÍO, SIEMPRE ROCÍO
  Una mañana radiante se despierta en este Mayo, se ha adelantado al reloj y a los viejos calendarios.

Hay barrios despabilados y bulliciosa alegría, que corre como un riachuelo desde el Cerro hasta Triana, desde el Sur de la ciudad hasta el mismo Salvador, eclosionando en San Gil.

Las siete de la mañana, huele a fresca amanecida, a café de pucherete, al carburo de los carros, a romero y a tomillo, a la juncia y al lentisco y al almidón de las batas.
Están sonando cohetes que ajan el cielo eterno, convocando a la alegría que se derrama en las calles.

Azul limpio en las alturas y verde en el corazón.
Ya se prepara Sevilla para decirles adiós a los que cogen su atillo con la vara de acebuche rematada por la mata de floreciente romero, o a los más que afortunados que llevan una carriola y pasean en charré, a los que lo harán andando y arrimados a los costeros del cajón de la carreta, que lleva el Simpecado.

Sobre el pecho luce orgullosa la medalla rociera, con el cordón del color de la cinta del sombrero.

Verde para Triana, blanca y verde para Sevilla, albero y verde para la Macarena, roja y verde para Sevilla Sur y oro y verde en el Cerro.

Cinco suspiro de plata que se marchan buscando los terrones y los bancales de arena de la Raya Grande, las tablas que crujen del Puente del Ajolí, las aguas mansas del Jordán andaluz, el Quema de los bautizos y de las Salves, las chumberas y cigüeñas del Palacio, cinco carretas del alma que sirven de baldaquino, a la representación pictórica de la Madre de Dios y del Rocío, en un alarde de religiosidad popular, nacida al sur del sur y que no conoce fronteras.

Sobre el cajón, a la verita del bendito Simpecado, cientos de velas de promesas que los fieles que no hacen el camino, depositan al partir las Hermandades, que se prenderán en la pará de la noche, cuando se elevan los cantos a la Señora de las Marismas, que nació en el Reino de Sevilla, bajo un acebuche Manriqueño y que nos recibe en ese Sábado de la Gloria, víspera de Pentecostés, a las puertas de su Ermita.
  

Ya crujen los ejes de las ruedas en las carretas de plata.

Crujen los frontiles de los bueyes, 

con el andar cansino que el carretero manda.

Crujen las guardamalletas y las columnillas.

Cruje el cajón y crujen las varas de los cohetes.

Crujen las gargantas rotas en los vivas.

Crujen las retamas que pisan los peregrinos.

 Crujen las maderas del tamboril y el aire de la gaita.

 Crujen en el alma las presencias de las ausencias.

 Crujen las mejillas que las lágrimas bañan.

 Y crujen los sentimientos en la calle Las Carretas,

 porque es que cruje la vida y las promesas cumplidas,

cuando me acerco a  tus plantas

suplicando tu perdón, rogando tu bendición.

Devoción del rociero
Madre de Dios y nuestra

Señora de las Marismas,
promesa de los romeros

 Blanca Paloma del Cielo
y Rocío de mis anhelos.

Irene Gallardo
Pregón de las Glorias de María 
Catedral de Sta María de la Asunción y de la Sede
Sevilla 3 de Mayo de 2008